By Lesly Ruiz

Correo: leslyruiz13@politicaladvisorsapc.com

Responderemos a la amenaza del cambio climático sabiendo que si no lo hacemos estaremos traicionando a nuestros hijos y las generaciones futuras.

Barack Obama

México es un país privilegiado por la diversidad y riqueza de sus recursos naturales, mismos que han constituido desde siempre la base del desarrollo nacional, proporcionando productos, insumos, servicios y espacios para la generación de riqueza. Por lo que de manera obligatoria debe contemplarse en la creación de nuestra Agenda Nacional para su protección. Dicha agenda ha tenido influencia de la Gobernanza internacional ambiental, trayendo con esto innovación institucional y legislativa, sin embargo, en los últimos años se ha venido reorganizando por factores tales como los cambios administrativos que hemos enfrentado con la transición de los cambios de gobierno y por ende los intereses que cada grupo persigue.

     La actual administración desde la creación de su Proyecto de Nación no ha escatimado en anteponer proyectos como el Tren Maya por debajo del tema esencial que es el cuidado y mantenimiento de nuestros recursos, pese a existir proyectos en pro de la sostenibilidad que han fallado a causa de una incertidumbre jurídica a la hora de la implementación de políticas tanto a nivel gerencial, de regulación y de incentivos.

La 4T aún en su promesa de llevar a cabo una política incluyente ha pasado por alto las comunidades rurales y pueblos indígenas en la toma de decisiones para la protección ambiental. A pesar de que, por ejemplo, se cuenta con los consejos de cuenca o las áreas naturales protegidas, la sociedad sigue siendo relegada a segundo término. Sumando a esto la nula protección de los defensores de la tierra, ya que año con año los números de personas asesinadas y perseguidas va en repunte. Por otro lado, y de manera importante se ha llegado a excluir un grupo importante para la toma de decisiones de carácter ambiental como lo es el Sector privado, ya no se debería pensar en una planeación ambiental para reducir gases de efecto invernadero sin incluir a los principales emisores. Pero al parecer el presidente no ha logrado entender que en esta dinámica global no podemos funcionar sin ellos, no son los villanos, no son los malos. Las empresas innovan a un ritmo más rápido que las burocracias.

Necesitamos un gobierno sin partidarios, un gobierno que negocie a favor de la mayoría, la agenda verde debe ser la respuesta al mundo que enfrentamos, a las nuevas necesidades, no podemos seguir avanzando hacia atrás, debemos poner visión en las nuevas energías, en lograr recursos no limitados para los temas de carácter prioritario como lo es la sostenibilidad, en lograr un proyecto que integre a la economía, vamos a volver económico lo verde si es lo que se requiere para funcionar en este gran engranaje mundial.


Con tu apoyo podremos crear más y mejor contenido ¡Ayúdanos a seguir creciendo!



Acerca del autor: Lesly Ruiz es Lic. En Política y Gestión Social por la Universidad Autónoma Metropolitana Unidad Xochimilco.

¡Comparte en tus redes sociales y con tus amigos!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email